Partes de una flor

Existen considerables diferencias entre muchos tipos de flores. Las flores pueden crecer en diferentes partes de la planta. Por ejemplo las flores terminales como los tulipanes, son flores solitarias que se desarrollan en el ápice del tallo vertical. Otras flores como las begonias nacen en una inflorescencia, es decir, en un racimo de flores agrupadas de un mismo tallo. Las Antirrhinum o flores dragón son flores axilares, es decir, flores que crecen en la base de las hojas donde se conecta el tallo de la planta.

Existen cuatro verticilos concéntricos en una flor. En orden desde el centro hasta el exterior, son el pistilo, los estambres, los pétalos y los sépalos.

tipos de flor

Los pistilos son tallos largos que nacen en el centro, básicamente es el órgano reproductor femenino de una flor. Estos están compuestos de ovario, estigma y estilo. El estilo es la parte que une el estigma y el ovario. El estigma es la perilla pegajosa que se encuentre en el extremo exterior del tallo.

Los órganos reproductores masculinos conocidos como Estambres, crecen en el centro de la flor y rodean al pistilo. Los estambres se componen de un pequeño tallo llamado filamento, coronado por una antera, la cual es la que produce el polen.

Los pétalos, son la parte que rodea al pistilo y los estambres, son la parte central de la flor. Estas atraen a las personas, pájaros e insectos.

Los sépalos están ubicados por debajo de los pétalos y por lo regular son verdes con forma de hoja. Los sépalos crean una cubierta temporal que protege la flor sin abrir. Cuando los pétalos de la flor abren, los sépalos se repliegan.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *